Cisterna

Como motivo de las aguas insalubres que abastecían al pueblo, el 23 de agosto de 1787 el Ayuntamiento de Alfara solicitó en escrito dirigido al conde de Floridablanca, en el gobierno de la nación, la venta de 40 cahíces de trigo con el fin de construir una cisterna. La petición fue concedida. Se contó con el trabajo gratuito del pueblo.

El día 26 de marzo de 1788 se puso la primera piedra en la cisterna y el día 17 de diciembre del mismo año, a las tres de la tarde, se puso la primera agua.

El depósito de agua tiene una capacidad de 25.000 litros.

Permaneció abierta hasta 1970, aproximadamente, para ofrecer agua fresca y limpia los veranos.

El control para su uso disponía: la llave cada día iba a una casa; la mujer abría por la mañana, limpiaba, pasaba allí el día, a la tarde cerraba. Cuando terminaba el verano, la casa donde se había quedado la llave era la encargada de abrir el primer día del verano siguiente.

Formulario de búsqueda

Lu Ma Mi Ju Vi Do
 
 
 
 
 
1
 
2
 
3
 
4
 
5
 
6
 
7
 
8
 
9
 
10
 
11
 
12
 
13
 
14
 
15
 
16
 
17
 
18
 
19
 
20
 
21
 
22
 
23
 
24
 
25
 
26
 
27
 
28
 
29
 
30